Inicio / Internacional / Corea del Norte desafía a EEUU con el disparo de un nuevo misil balístico
Foto Referencial

Corea del Norte desafía a EEUU con el disparo de un nuevo misil balístico

Es el primer ensayo norcoreano desde el pasado septiembre. Las primeras evaluaciones de EE UU, Corea del Sur y Japón apuntan a que se trataría de un proyectil intercontinental.

Agencias/

Corea del Norte ha lanzado este miércoles en torno a la 3.15 de la madrugada —16.45 horas de este martes en la España peninsular— un nuevo misil balístico. El ensayo, del que ha informado la agencia de noticias surcoreana Yonhap, es el primero que lleva a cabo el Gobierno de Kim Jong-un desde el disparo de un cohete a mediados del pasado septiembre que sobrevoló la isla japonesa de Hokkaido. El Gobierno japonés cree que el cohete lanzado este miércoles ha volado unos 50 minutos y ha caído en la zona económica exclusiva del país nipón. Estados Unidos ha informado de que, según su primera evaluación, se trataría de un misil intercontinental, el tercero que habría lanzado con éxito Pyongyang, que habría volado en torno a 1.000 kilómetros. El Ejército surcoreano ha agregado que el misil habría alcanzado una altitud de 4.500 kilómetros, lo que confirmaría la hipótesis estadounidense de que se trata de un proyectil intercontinental —aquellos con capacidad de volar más de 5.000 kilómetros—.

“Corea del Norte ha lanzado un misil balístico no identificado en dirección al este desde las cercanías de Pyongsong, provincia de Pyongan del Sur”, explicó en un breve comunicado el Estado Mayor Conjunto surcoreano. A los pocos minutos de producirse el lanzamiento, el Ejército del Sur ha ensayado un “ataque de precisión” con misiles en respuesta a la acción de Pyongyang, aunque no ha precisado por el momento más detalles sobre este ejercicio.

Expertos del Gobierno estadounidense ya habían alertado este martes de que Corea del Norte podría realizar una nueva prueba en cuestión de días. Fuentes de seguridad niponas también habían confirmado señales de radio que apuntaban en este sentido.

Desde febrero, Corea del Norte ha lanzado más de una quincena de misiles. Su objetivo declarado es contar con la capacidad de atacar territorio continental estadounidense con bombas nucleares montadas sobre misiles intercontinentales. Pyongyang rechaza cualquier negociación que suponga parar o abandonar su programa nuclear o de misiles, al alegar que se trata de una medida disuasoria para hacer frente a la “amenaza constante y política hostil” practicada por Estados Unidos.

Este verano probó con éxito en dos ocasiones el lanzamiento de un misil intercontinental, lo que es considerado por los analistas como un gran avance en su capacidad balística, y amenazó con poner a la isla estadounidense de Guam en su punto de mira. Además, Pyongyang realizó su sexta prueba nuclear, la más potente de su historia, en la que supuestamente detonó con éxito una bomba de hidrógeno que puede equiparse en un misil de alcance intercontinental.

En agosto y septiembre, dos de sus misiles sobrevolaron territorio nipón sin previo aviso, lo que no ocurría desde el lanzamiento de un satélite artificial norcoreano en 1998. Como respuesta, el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas acordó ampliar las sanciones contra Pyongyang, taponando sus importaciones de petróleo.

En los últimos meses no solo ha aumentado notablemente la capacidad balística de Corea del Norte, sino que también se ha elevado la tensión entre Pyongyang y Washington, que ha quedado ejemplificada en los insultos que se han propinado Donald Trump y Kim Jong-un. La semana pasada el mandatario estadounidense devolvió a Corea del Norte a la lista de países patrocinadores del terrorismo y amplió las sanciones contra trece entidades encargadas del transporte marítimo y terrestre con Corea del Norte.

About Usuario Web

También le puede interesar

Los sobrinos de Maduro serán sentenciados este jueves en Nueva York

Sus propios abogados los describieron en la corte de Manhattan como a dos “estúpidos” y …