Inicio / Sociedad / EL RIESGO DEL ÉBOLA HALLA AL PAÍS SIN PREPARACIÓN

EL RIESGO DEL ÉBOLA HALLA AL PAÍS SIN PREPARACIÓN

Temor frente a la epidemia, Santa Cruz ya declaró alerta amarilla por el peligro del ébola.

Efectivos policiales revisan los equipajes de los vuelos internacionales que llegan al país. (FOTO: EL DEBER)
Efectivos policiales revisan los equipajes de los vuelos internacionales que llegan al país. (FOTO: EL DEBER)

Más allá de que autoridades visitaron en las últimas horas los medios de comunicación con una persona que vestía un traje contra epidemias, parecido al de un astronauta, el Gobierno admitió ayer a EL DEBER que Bolivia está “aún en proceso” de preparación para enfrentar un eventual caso de Ébola si se presentara, y que el control en fronteras terrestres es menos riguroso que en aeropuertos.
Cuando se le preguntó al director nacional de Epidemiología, Rodolfo Rocabado, si Bolivia está preparada para enfrentar un caso de Ébola, respondió: “Estamos preparándonos para hacerlo. Trabajamos día a día para dar una respuesta adecuada. Fortalecemos nuestros puntos de entrada, la vigilancia, la dotación de lo necesario y la capacitación a personal de los centros de salud para responder de manera adecuada y también ágil”, señaló.
La viceministra de Salud, Ariana Campero, respondió que “realizamos las coordinaciones necesarias con los Sedes de los nueve departamentos, adquirimos insumos para el personal médico para resguardar las zonas fronterizas como los aeropuertos”.
La funcionaria recordó que hasta la fecha no se presentó un solo caso en Sudamérica. “En el país hubo casos que nos hicieron sospechar, pero no se confirmaron”, dijo, precisando que no hay vuelos directos desde África, “hacen escalas en otros países, por lo que el riesgo se reduce aún más”.
Pero Rocabado reveló que “en las fronteras terrestres, Bolivia no tiene la infraestructura, que sí existe a nivel aeroportuario. Hay una coordinación en cuanto a lo que es Migración, Policía boliviana y el personal de salud próximo a la frontera”.
A este hecho, se suma otra complicación. Rocabado apuntó que no siempre una persona infectada puede entrar con los síntomas, porque el período de incubación dura 20 días.
La viceministra explicó que “en ese período la persona no puede contagiar a nadie, sólo cuando se desencadena la enfermedad. Para esto, en el ingreso se toman sus datos, dónde se la podrá ubicar en Bolivia y de dónde vino, para tener claro el flujo. Si resulta contagiada, ese control nos ayudará a detectarla y aislarla”.
El presidente Evo Morales confirmó ayer la presencia el 20 de octubre en Cuba del ministerio de Salud, Juan Carlos Calvimontes, para una reunión de la ALBA, que verá un plan de prevención. Manifestó que ya comenzó un operativo de control en el país, agregando que este incide principalmente en las zonas amazónicas bolivianas, para evitar contagios.

FUENTE: EL DEBER

About Usuario Principal

También le puede interesar

PREOCUPA ALTO ÍNDICE DE VIOLENCIA CONTRA LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA EN TARIJA

El asesor legal de la Defensoría de la Niñez y Adolescencia en Tarija, Waldo Tarifa, …