Inicio / Nacional / Estudian vulnerabilidad ante el cambio climático en el sector ganadero del Chaco

Estudian vulnerabilidad ante el cambio climático en el sector ganadero del Chaco

Expertos evalúan zona ganadera del Chaco Foto: Proadapt

Expertos de Argentina, evalúan los sistemas ganaderos en el Chaco boliviano para determinar el grado de vulnerabilidad ante el cambio climático y la implementación de tecnologías resilientes, en el marco del Proyecto Gran Chaco PROADAPT.

Yacuiba/ Proadapt

Fernando Aiello y Máximo Marani, expertos en ganadería llegaron a mediados de noviembre con respaldo de la Fundación Nativa para estudiar el terreno del Chaco y proponer nuevos mecanismos.

“Nosotros venimos a proponer mantener el monte con la mayor estructura posible, hay varios avances en centros de investigación de la Argentina donde se observa que los sistemas silvopastoriles están demostrando en lo ambiental como en lo productivo ser muy sólidos mucho más estables ante las variaciones climáticas que los modelos ganaderos basados en el desmonte.  Vemos que el monte otorga mucha capacidad de adaptación a los productores frente al cambio climático. También aporta resiliencia la organización, el estar organizados, la organización con un plan de adaptación al cambio climático” señala Máximo Marani, médico veterinario.

El Gran Chaco PROADAPT a través de la implementación de pilotos demostrativos mostrará experiencias que no requieran grandes inversiones, sino aquellas que estén al alcance financiero de los propios productores y de sus organizaciones. Frente al cambio climático se promoverán estrategias “tranqueras adentro” basadas en manejos ambientales productivos, así como soluciones organizacionales.

Los expertos recorrieron el Puesto de Capirenda y el puesto ganadero el 20, donde planean instalar en coordinación con la Gobernación un Centro de Sistemas de Agua y otras iniciativas productivas modulares.

Soluciones redundantes

En el recorrido se ha verificado que existen soluciones que ya están siendo implementadas por los actores locales, las cuales se fortalecerán con sistemas de cosecha de agua, la producción de tunas, entre otras.

“Con Gran Chaco PROADPT vamos a invertir en dos soluciones: una es una práctica que llevan adelante las comunidades menonitas del Paraguay que es la cosecha de agua, áreas de captación cuya superficie es sistematizada conectada a una represa donde se acumula el agua, práctica que vamos a implementar en la comunidad de Capirenda. La otra es la promoción del cultivo de tuna forrajera; una cactácea de penca plana con espinas muy chiquititas que tiene muy buenas características forrajeas y que es utilizada estratégicamente en algún momento del año, cuando uno le da al animal es como darle una sandía o un melón y prácticamente baja el consumo de agua en un 50%”, comenta Fernando Aiello, ingeniero agrónomo.

Las propuestas son redundantes o sea que si existe una solución que se aplica en la actualidad,  incorporar dos más con la finalidad que si el productor tiene algún problema con alguna de las soluciones siga estable.  El proyecto apunta a que las soluciones sean modulares,  que se inicien en pequeña escala en un predio o campo de un productor y que este pueda seguir replicando amplianso la escala.

Otras de las soluciones resiliente es la organización con planificación adaptativa.  “El acceso a financiaciones es mucho más fácil si hay productores organizados; la posibilidad de comercializar juntos de forma estratégica aprovechando las oportunidades climáticas requiere también tener una organización sólida; la planificación comunitaria de reservas (de agua, de forrajes, etc.) también se logra en el marco de las organizaciones de productores” añade Fernando Aiello.

El Proyecto Gran Chaco PROADAPT tiene como objetivo la generación de una alianza trinacional integrada por la sociedad civil organizada, el sector privado, los gobiernos locales y la inversión dirigida al desarrollo nacional e internacional para contribuir en la capacidad adaptativa y a una mayor resiliencia de pequeños productores del Gran Chaco Americano y de los grupos sociales más vulnerables frente a impactos derivados del cambio climático y la variabilidad climática. Gran Chaco PROADAPT es ejecutado por Fundación Avina y cofinanciado por el Fondo Multilateral de Inversiones del Banco Interamericano de Desarrollo (FOMIN/BID) y el Fondo Nórdico de Desarrollo (FND).

About Usuario Web

También le puede interesar

Magistrado del TCP dice que el fallo sobre la repostulación es un caso cerrado

El magistrado Orlando Ceballos recordó que cualquier fallo que es emitido por el Tribunal Constitucional …