Inicio / Deportes / UNIVERSITARIO OBTIENE SU SEGUNDO TÍTULO LIGUERO

UNIVERSITARIO OBTIENE SU SEGUNDO TÍTULO LIGUERO

El equipo de Sucre empató en Warnes ante Sport Boys a un gol, resultado suficiente para alcanzar la corona del torneo Clausura de la Liga.

Una vez recibido el trofeo de campeón, los integrantes de la ‘U’ comienzan la celebración: ‘¡Campeones!’. (FOTO: LUIS SALAZAR)
Una vez recibido el trofeo de campeón, los integrantes de la ‘U’ comienzan la celebración: ‘¡Campeones!’. (FOTO: LUIS SALAZAR)

Universitario de Sucre es el nuevo campeón del fútbol boliviano. Empató ayer en Warnes con Sport Boys (1-1) y logró el máximo título por segunda vez en la historia de la Liga. A diez minutos del final, Federico Silvestre convirtió el gol de la igualdad y desató la fiesta.

La “U” ganó, de esa manera, el torneo Clausura liguero. Parecía que se le escapaba porque estuvo abajo en el marcador durante buena parte del lance y a pesar de sus intentos, no lograba encontrar la llave que le llevara a la corona. Sufrió más de la cuenta. De paso, el riesgo de tener que definir el cetro en cancha neutral estuvo latente todo el tiempo. En Oruro, San José hizo su parte al golear a Guabirá. Los hinchas santos vibraban con la posibilidad de un desempate.

Sport Boys, que poco o nada podía ganar, comenzó bien. Tras pasar un susto al minuto, a los 3’ estuvo cerca de abrir la cuenta y a los 11’ lo consiguió. Primero, el golero Robledo salvó un mano a mano, la pelota no se fue de su área y tras un centro, Mendoza apareció y le pegó mandándola al ángulo (1-0).

Lo que no hizo el cuadro de Warnes fue “rematar” a su adversario. Tuvo chances, una inmediata (14’) pero de definición errada y otra, más clara, cuando a los 44’ Gonzaga no pudo pegarle de lleno a la pelota tras un pase de Ovejero, y se perdió el segundo.

La “U” movió algunas fichas para la segunda mitad y tuvo más la pelota. En eso le ayudó el ingreso de Saucedo, y aunque de manera desordenada, empezó a generar opciones de gol.

De tanto en tanto, Sport Boys intentaba ocasionar problemas en el área adversaria. Gaitán casi emboca a los 58’, pero superado Robledo, un zaguero llegó justo a tiempo para alejar el peligro.

Esa jugada fue determinante. Universitario siguió presionando a sabiendas de que solo le quedaba un camino, el gol, la igualdad, que la consiguió a diez minutos del final (80’), cuando tras un centro desde la izquierda, Federico Silvestre se elevó solo, sin marca, y cabeceó fuerte venciendo la resistencia del portero local.

Y se desató la euforia. Robledo, campeón en 2008, fue el último en agarrar la pelota, ya en tiempo adicional. Se la pidió el árbitro Orosco y decretó el final para poner a la “U” en lo más alto.

FUENTE: LA RAZÓN

About Usuario Principal

También le puede interesar

Sin jugar partidos, Bolivia escala dos posiciones en el ranking FIFA

En lo que concierne a la tabla de Sudamérica, el equipo boliviano se encuentra ubicado …